Cada vez hay más personas que se niegan a dejar a sus compañeros de cuatro patas, ya sean perros, gatos o incluso hurones en hoteles para mascotas o a cargo de algún amigo o familiar, haciendo todo lo posible e imposible para llevárselos de vacaciones allá donde vayan. Y es que igual que para ellos somos algo más que unos dueños, para nosotros, los humanos, ellos también se han convertido en algo mucho más que unas simples mascotas. Somos un equipo, una manada.

Sin embargo, desgraciadamente, la mayoría de las clínicas veterinarias no dispone de información suficiente para asesorar a esos valientes humanos en materia de viajes con animales, no existen páginas web con información exhaustiva y corroborada al respecto, los testimonios de viajeros se reducen a viajes cortos en avión o coche y el peso de los animales admitido suele ser inferior a 6 kilos. En estos casos, el tránsito en cualquier medio de transporte se simplifica y las dificultades en los viajes se allanan.

Este artículo se centrará en los viajes fuera de la Unión Europea, ya que dentro de ella, al no haber fronteras o habiendo fronteras como la de Suiza o Andorra, entre otras, la posibilidad de que nos detengan para someternos a un control aduanero es baja y aleatoria. En todo caso, si viajamos dentro de los límites de la UE con nuestros animales se nos exigirá:

  • Que el animal esté marcado con un microchip o tatuaje de identificación debidamente homologados e inscritos en la base de datos de identificación animal que nos corresponda según nuestra dirección de residencia.
  • Que disponga de un pasaporte europeo para animales de compañía en regla, habiendo acreditado con los sellos y pegatinas pertinentes que el animal ha sido vacunado contra la rabia y que se le ha administrado la vacuna trivalente en plazo.
  • También deberá estar desparasitado tanto externa como internamente cada tres meses.

Y ya está. ¡Nuestro pequeñín puede viajar libremente por todos los países de la UE! Si queréis información más detallada sobre los viajes por la UE con mascotas en este enlace encontraréis más información por países.

 

‘OJO!

El incumplimiento de la normativa del país destino de nuestro viaje podría derivar en una cuarentena para nuestro amigo, lo que no solo nos afectaría económicamente (pues se paga por días), sino también sentimentalmente

documentacion

Y ahora vayamos al grano, ¿qué necesitamos para cruzar las fronteras de la Unión Europea?

1. Al igual que en los viajes dentro de la UE, el animal deberá estar marcado con un chip o tatuaje homologados y fácilmente identificables por el organismo aduanero

 

2.El animal deberá disponer de un pasaporte europeo para animales de compañía en regla

  • Los datos identificativos del chip o tatuaje deberán corresponder con aquellos que figuran en el pasaporte. En muchas provincias de España el pasaporte de color verde (nacional) ha dejado de utilizarse en detrimento del pasaporte europeo.
  • El animal deberá ser vacunado anualmente contra la rabia, en caso de que se quiera viajar con él / ella, a pesar de que en algunas comunidades autónomas de España la vacuna contra la rabia sea opcional. ¡Es estrictamente obligatoria para viajar!
  • El animal también deberá haber recibido anualmente su dosis de la vacuna trivalente.
  • Desparasitación externa e interna. La desparasitación interna se deberá realizar cada tres meses por norma, aunque ciertos países requieren que para entrar en ellos el animal deba ser desparasitado con una antelación de 24 a 48 horas. Desgraciadamente la desparasitación externa no se refleja en el pasaporte y depende por completo de la voluntad del cuidador del animal.
  • Es aconsejable antes de viajar realizar otras pruebas médicas para cerciorarse de que el animal está sano, por ejemplo el test de Leishmania y la prueba para la detección de cuatro enfermedades transmitidas por vectores (dirofilariosis, ehrlichiosis, borreliosis y anaplasmosis), entre otros.

 

3. El paso siguiente será consultar la página web del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente

  • Desde el apartado número 3 “Viajar desde España a un país no miembro de la UE” nos iremos con este enlace a la página específica, donde podremos introducir el país al que tenemos pensado viajar y el animal con el que viajaremos. Nota: el Ministerio nos aconseja informarnos en la embajada del país al que viajamos en España de qué requisitos debemos cumplir para viajar con un animal, pero desafortunadamente los funcionarios de las embajadas, consulados y otros organismos públicos similares no siempre son capaces de proporcionarnos esta información
  • Hemos de tener en cuenta que cruzar la frontera de la UE con un animal se considera una exportación y así lo recoge la legislación al efecto.
  • Las normas de exportación de un animal son mucho más estrictas si viajamos en un avión que si cruzamos una frontera a pie, en bicicleta o en automóvil. Pues los funcionarios de la frontera terrestre suelen ser bastante benévolos con nuestros pequeños amigos, quizás en parte por la sorpresa que se llevan al ver a un animal con pasaporte europeo o porque ellos mismos desconocen la normativa en materia de viajes con animales.
  • En ocasiones al introducir los datos del país y del animal no encontraremos información buscada porque la página se está ‘actualizando constantemente’, como las leyes en algunos países. Sin embargo, tras haber realizado una investigación y comparación exhaustiva de los requisitos, muchos de los países piden lo mismo.

 

Certificado de vacunación antirrábica o el certificado de determinación de anticuerpos antirrábicos por prueba de neutralización

Este certificado se expide una vez realizado un análisis de sangre a nuestro animal siempre y cuando los cuerpos antirrábicos del animal sean iguales o superiores a 0,5 Ul/mL. Esta prueba se puede realizar en una clínica veterinaria que colabore con los correspondientes organismos como puede ser el Instituto Valenciano de Microbiología (privado) IVAMI, donde tardan tan solo unas semanas en realizar el análisis y enviarnos el certificado y con un coste de 100 euros y una validez indefinida, toda vez que vacunemos al animal contra la rabia regularmente en plazo. El análisis serológico también se podrá realizar en un organismo público, es decir, en el Laboratorio Central de Sanidad Animal (Granada), pero tardará unos seis meses, siendo el coste mucho más reducido.
Aquí están los datos de contacto de ambas entidades.

documentacion

Certificado veterinario de buena salud

Se trata de un certificado expedido por cualquier veterinario entre 2 y 10 días antes de abandonar el país de la UE e ingresar en el país no miembro de la UE. Este certificado tiene una validez de 10 días únicamente.

En España este certificado cuesta de 30 a 50 euros, dependiendo del veterinario. Básicamente como una consulta.
En Polonia (otro país miembro de la UE) no se expide ningún certificado y tan solo se practica una inscripción en el pasaporte del animal, lo que también es válido. La consulta es GRATUITA.

 

Certificado sanitario de exportación genérico para animales de compañía

Este certificado se expide por el veterinario oficial de la Sanidad Exterior de España en cada comunidad autónoma, provincia o incluso ciudad. Aquí está la lista de esos organismos y los veterinario oficiales. Este certificado es gratuito, tiene una validez de 10 días desde la fecha de su expedición, se puede expedir al momento (si los funcionarios encargados tienen la voluntad suficiente), habiendo pedido cita previa por teléfono. Lo único imprescindible para obtener este certificado es traer el certificado veterinario de buena salud emitido por un veterinario.

En Polonia ese certificado también se emite al instante, sin cita previa y tiene un coste de 25 zloty (unos 6 euros).

 

4. Con los documentos anteriormente descritos podemos cruzar cualquier aduana en cualquier medio de transporte, ya sea terrestre, marítimo o aéreo

 

5. El regreso a la Unión Europea

Volvamos a España directamente o a través de otros países de la UE, deberemos sacarnos un certificado de exportación en el último país de nuestra estancia antes de cruzar la aduana con la UE. Dependiendo del país, habrá que visitar dos organismos como es el caso de España: clínica veterinaria e Inspección de Sanidad Exterior, o uno como, por ejemplo, en Polonia o Ucrania.
Normalmente el organismo encargado de expedir el certificado de exportación de animal será una clínica veterinaria pública que emitirá ese certificado.

En Ucrania ese organismo se llama el Comité Nacional de la Medicina Veterinaria de Ucrania y el precio del certificado asciende a 60 grivnas (poco menos de 2 euros), se hace al instante, sin cita previa y tiene una validez de dos días únicamente.

 

6. Lo importante es

Tener claro cuáles son los documentos y los requisitos obligatorios para cruzar la aduana con nuestros amigos peludos, tener conexión a internet para poder buscar las direcciones de los organismos de Sanidad Exterior de cada país que vayamos a cruzar, en caso de que no sean países miembros de la UE y si no conocemos el idioma del país, confiar en la precisión de alguna app de traducción o pedir ayuda a un nativo.

 

 

Este reportaje fue publicado previamente en el número 1 de la revista The Flying Dog Magazine

Ver revistas en ISSUU

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
es Español
X

Share This

Share this post with your friends!